13 marzo, 2008

CONCIERTAZO DE M-CLAN

En una Joy Eslava abarrotada (hacía tiempo que se habían agotado las entradas) comenzaba sobre las 21:30 un concierto redondo, de esos de "entre amigos queda la cosa". Elegante, puso el primer pie en el escenario un Carlos Tarque ataviado con americana de terciopelo grana para presentar Memorias de un espantapájaros, el nuevo trabajo discográfico de M Clan y para dar cuenta de lo que iba a ser una gran noche de rocanrol.
Y se alzó la voz, esa voz nacida para cantar, a la que si le pones una canción anglo no sabes si viene de Tennessee o de Kentucky. Los temazos no se hicieron esperar. Al cuarto tono ya se oía Llamando a la tierra: y eso de Roto por dentro, (que de roto nada) alcanzó pronto (primer acorde) el listón de las mejores baladas de M Clan en directo, claro. Transcurren varios segundos, y de la novedad al clásico, el gran piano de un Mario incombustible que "pinta de luz su corazón".
Noche para los amigos, roqueros conocidos y anónimos arropaban a la banda de rock con más pulsión de nuestro país. En los bises llega uno de los regalazos de la noche, Pasos de equilibrista, uno de los singles que mejor define a M Clan: rock, rock, rock (sureño, sí, y potente, también) y que no tiene nada que envidiar a Carolina o a Maggie (despierta).

ESTE DOMINGO CARLOS TARQUE EN "AL CAER EL SOL"

2 comentarios:

Anónimo dijo...

A mi Tarque es un tipo que no me ha gustado nunca. Me pasa lo mismo con Bunbury o con Jaime Urrutia, les veo envueltos en un aire de prepotencia que no me mola un pelo.

Tal vez sea una pose y luego sean gente de lo más normal, pero inicialmente no los puedo ni ver...

Marian dijo...

En esa crónica de El País leí que Santi Campillo había estado muy bien a la guitarra...
y que yo sepa, Santi Campillo hace años que dejó M-Clan y no acabaron precisamente bien..

Un besote, Víctor