23 marzo, 2008

ANDRÉS SUÁREZ EN LOS OJOS DE ANTONIO MINGARRO

Andrés Suárez en un escenario mejora claramente sus discos, por muy bien producidos que hayan estado. El directo de Andrés es arrojo, valentía, dinamita y energía pura. Un sólido mensaje vitalista que se renueva y un compendio de virtudes que provocan que un tipo tímido se transforme en las melodías. Parece mentira que las palabras desnudas cambien tanto cuando se entregan con una guitarra. Pero así se conduce el alma menguada. Soñamos con alientos desnudos que nos deslumbren y nos cuesta honrarlos como merecen cuando se muestran. Esta noche, Andrés Suárez ha querido ayudarnos a bregar en el silogismo con una carga de fuerza tan brutal, que aún se alumbran con ella las farolas de la Calle Libertad…

Antonio Mingarro, como siempre, haciendo malabares con las palabras para contarnos sus vivencias concertiles. Lee toda la crónica aquí.


2 comentarios:

Jero Moreno dijo...

Es uno de los últimos cantautores que he descubierto y no deja de emocionarme cada una de sus canciones...

Por otra parte, me alegro enormemente de lo de Chaouen... Molan "avalanchas" así...

Abrazos, Alfarito!

acróbatas dijo...

Yo le ví el sábado en Barcelona por primera vez y, literalmente, FLI-PÉ! MARAVILLOSO!!!!! y el disco es increíble...

Besitos grandes Víctor.